Troll 2

TROLL-2

Llegar 25 años tarde al fenómeno de Troll 2 (1990) me ha llevado a plantearme que hay algo que estoy haciendo mal, que como espectador/investigador debo urgentemente revisar mis fuentes y reequilibrar mi dieta cinéfaga. Y no es para menos porque el descubrir con tanto retraso esta película cumbre del cine basura, deja en evidencia que hay cosas se me pasan constantemente, y no es que pretenda en absoluto abarcarlo todo, pero me duele más haberme perdido esta película en todos estos años que no haber visto NUNCA Ladrón de Bicicletas.

Muchos ya conocéis Troll 2 y sería ridículo que me pusiera ahora en plan descubridor del que es sin duda el Ciudadano Kane de las malas películas. Sólo quiero llamar la atención sobre ella, para quienes todavía no habéis tenido el placer de disfrutarla. Así que por favor, si esta noche teníais pensado ver Clouds of Sils Maria, o la última de Nuri Bilge Ceylan, aparcadlas un día más y poned en su lugar Troll 2.

Quizá lo mejor de todo es que la experiencia de ver Troll 2 no termina con su visionado, porque después queda indagar en las circunstancias que rodearon la genésis del proyecto y su posterior rodaje. Descubrir que los actores que terminaron protagonizando la película no eran actores en absoluto, que era gente que se presentó a la convocatoria de casting con la única esperanza de conseguir un papelito como extra o simplemente divertirse un poco. Que el guión, escrito en un inglés de andar por casa fue luego obligado por el director y coguionista a ser recitado por los “actores” sin la menor corrección gramatical ni de ningún otro tipo. Todo esto y mucho más está narrado en el documental de 2009 dedicado a la película Best Worst Movie. Pero sobre todo, lo que eleva Troll 2 a unos niveles de estupidez máxima, y la convierte en la película revolucionaria que realmente es, es su demencial vocación de Película-manifiesto Antivegetariano. El argumento de Troll 2, sobre unos duendes que convierten a las personas en plantas, para luego comérselas, le fue inspirado a su pareja de guionistas Rossella Drudi y Claudio Fragasso por la repulsa que les provocó el hecho de que muchos de sus amigos les anunciaran que habían dejado de comer carne y se habían hecho vegetarianos. De la visión horrífica de un mundo convertido al vegetarianismo nació Troll 2.

Si después de haberos contado todo esto alguien duda todavía si Troll 2 merece ser vista, sólo puedo decir que por supuesto que sí. La película es un NO PARAR de situaciones tronchantes, en ningún momento cae en el aburrimiento ni resulta dolorosa de ver. Es sencillamente algo que hay que vivir para creer y, para a continuación poder disfrutar, aún más, de Clouds of Sils Maria.

troll 2 01 troll 2 08 troll 2 06 troll 2 12

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: